He vuelto a tomar, cariño | Poema

#

He vuelto a tomar, cariño

He perdido el rumbo de mi vida,
cargando un vicio
que no me deja
vivir.

Otro vaso de whisky,
la garganta seca,
la mente apesta,
no hay tregua.

Quiero dejarlo ya,
no puedo avanzar,
hay que parar,
eso es verdad.

Te prometo que no beberé más,
este es el último trago,
es mi última gota,
esto me agota.

La he cagado de nuevo,
de verdad lo siento,
no era mi intención,
es culpa del alcohol.

Lo siento, cariño.
Te he fallado,
he tomado,
he fumado.

No sé qué hacer para parar,
esto me supera ya.
Necesito otra botella,
un trago lo que venga.

La botella vacía,
la despensa vacía,
la mente limpia,
el pecado invita.

Tomo el volante,
no veo bien,
cariño,
lo siento.

He vuelto a tomar,
lo he vuelto hacer,
te he vuelto a fallar,
el maldito alcohol no me deja en paz.

Agónico | Poema

#

Agónico

La noche oscura,
el frío presente,
el dolor creciendo,
tu recuerdo en mi mente.

Luchando contra marea,
golpeado por las olas,
tragando agua salada,
escapando de tu recuerdo.

Otro trago al vacío,
otra mirada perdida,
una herida que se abre,
una lagrima que cae.

Momento de incertidumbre,
tu presencia perdida,
mi agonía en marcha,
la espina en el corazón.

Aquí dentro te siento,
bajo la piel rocosa,
en la oscuridad del alma,
en los trozos de corazón.

El peso de tu partida,
las consecuencia de tu ida,
los resultados de tu marcha,
las lagrimas de tu huida.

Y
es
que
cariño
aún
te
siento
aún
te
huelo
aún
te
escucho
aún
te
quiero.

Besos olvidados,
caricias a medias,
abrazos no correspondidos,
sexo sin sentido.

Mira en lo que me he convertido,
en un loco sin sentido,
en un maniquí sin sentimientos,
en un adicto a tu presencia.

Solo necesito una hora,
un minuto
un segundo
una milésima
para darte
miles de razones
para quedarte.